Vista panorámica de La Angostura, Sinaloa

SUCEDE: contenedores y ostiones para limpiar las playas en Sinaloa

El esfuerzo de este colectivo civil es reconocido entre 10 mil proyectos latinoamericanos

El objetivo es estimular un manejo adecuado de los residuos de la comunidad y disminuir los niveles de contaminación. Para ello, la organización civil Sociedad en Acción de Sinaloa, SUCEDE, concedió contenedores a La Reforma, comunidad del municipio de Angostura.

Un hombre y una mujer frente a siete contenedores blancos con logos azules, en ellos se lee SUCEDE.
En la entrega de contenedores. Créditos: Noroeste.

Se busca que sean las y los habitantes de esta comunidad quienes hagan una disposición correcta de sus residuos sólidos, así que comenzará un programa piloto para la separación de la basura. Este podría ser replicado en otros municipios.

También entregaron a instituciones educativas material para limpieza y se les invitó a que participaran activamente en combatir al mosco transmisor del dengue a través de descacharres.

Un hombre sostiene una bolsa donde hay una muestra de arena de mar.
Muestreo en bahía Santa María. Créditos: SUCEDE.

La directora de la asociación, Isabel Mendoza Camacho, comentó que uno de los problemas principales y recurrentes en las regiones costeras de Sinaloa es el manejo inadecuado de la basura. Es por ello que existe la necesidad de mejorar la infraestructura y reforzar la educación ambiental entre la ciudadanía, así como entre quienes se dedican a la pesca y prestan servicios en ese ecosistema.

“SUCEDE significa Sustentabilidad, Causa, Educación y Desarrollo, y encaminados a la restauración queremos lograr la pesca sustentable, acciones sociales, educación ambiental y desarrollo económico sostenible en las comunidades pesqueras”.

Isabel Mendoza Camacho, directora de SUCEDE

Las autoridades de la comunidad agradecieron el donativo, pues estos se instalarán en sitios deportivos, la calle principal y en una región conocida como La Playita, ya que son los espacios con mayor afluencia.

Aprovechar a los ostiones

Su primer acercamiento fue en esta bahía para restaurar el arrecife empleando el ostión como un filtrador, pues los arrecifes de ostiones son una barrera protectora natural en contra de las marejadas ciclónicas, además de ser filtradores.

Tres hombres sostienen una jaba con ostiones. Se encuentran en el mar, todos empapados.
Créditos: SUCEDE.

Existen países que han tomado esta opción como la solución natural para limpiar sus bahías. Lo anterior se debe a que un solo ostión puede filtrar 150 litros de agua al día. De esta forma, fomentar los arrecifes de esta especie es una ayuda directa a la salud del agua y de la población, quienes en muchas ocasiones dependen social y económicamente de este ecosistema.

En 2019 cuando capturaron semilla para el repoblamiento del banco de ostión, su proyecto en la Bahía Santa María fue reconocido como uno de los 500 proyectos ambientales de Latinoamérica, entre un universo de más de 10 mil.

Algo más sobre SUCEDE

SUCEDE nació como nacen muchas asociaciones civiles: impulsadas por la necesidad de actuar ante un tema que reúne al grupo de personas. En su caso fue haber atestiguado la decadencia de la Bahía Santa María, en Sinaloa.

Un hombre de SUCEDE en una panga con el mar de fondo. Viste camiseta blanca y overall de trabajo naranja.
Créditos: SUCEDE.

El grupo de interesados solía acudir a la bahía en sus momentos de auge a finales de la década de 1960. Cuando años después regresaron, notaron el mal estado en que se encontraba y decidieron activarse para regresarla a sus recuerdos. En 2015 fundaron la asosiación.

Su visión reza «Restaurando la persona, la familia y a la comunidad, restauramos ecosistemas», porque rehabilitar el ambiente es su finalidad. Buscan lograrlo con la acción coordinada con pescadores y habitantes de la región, pero también a través de análisis sociales y ambientales.

El trabajo colectivo

SUCEDE entiende la importancia de contar con el apoyo de habitantes de las regiones sobre las que desean realizar algún cambio sustancial y sustentable. Por ello, su principal pilar en el camino a la restauración es crear consciencia sobre la población a través de pláticas y talleres con información de educación ambiental, para que también sean copartícipes del proyecto.

Un grupo de personas en un taller, a la izquierda hay cuatro mujeres y a la derecha tres hombres.
Talleres en SUCEDE. Créditos: SUCEDE.

Con información de Noroeste y SUCEDE y SUCEDE 2.

Total
4
Shares
Previous Article
Un termómetro con un sol de fondo.

Llega la canícula a México: 40 días con temperaturas a 40 grados

Next Article
Dos personas con color rojo sobre piedras

Maya Piña encontró su vibración en las creaciones artísticas

Related Posts
Panorama de Zona del Silencio

¡SubscRÍbeTE A NUESTRO newsletter!

Total
4
Share